LOS VENGADORES DE HICKMAN (CON SPOILERS)

Hace poco fui al cine a ver Avengers Infinity War y cuando acabó la película dije: "¿Os acordáis que siempre digo que Superman the movie es mi película número de superhéroes de toda la vida? Pues ahora empata con Avengers Infinity War". Mis amigos se echaron las manos, las palomas se estrellaron contra los cristales y la gente comenzó a correr griando que era el fin del mundo. Pero es así, nada dura eternamente.

Cuando hablamos de tebeos y me preguntan cual es mi tebeo favorito de todos los tiempos siempre respondo "Crisis en Tierras Infinitas". Si me lo preguntáis ahora diré "Crisis en Tierras Infinitas" y "Los Vengadores de Hickman". Y no hay más. No es que los tiempos cambien, es que tenemos que ser consecuentes con nosotros mismos y no aferrarnos a ciertas cosas, ser abiertos de mente y valorar nuestros propios gustos dentro de lo que significan para nosotros. Si os paráis un momento a hacerlo veréis que igual hay cosas que no habías tenido en cuenta. Ahora os explicaré por qué. 

Uno de los secretos consiste en leerlo todo seguido del tirón. Como por ejemplo Green Lantern, Green Lantern Corps y Guardianes de Johns, Tomasi y Jordan, algún día os hablare de ellos pero si lees las tres series número a número en ese orden consigues oir como una melodía que logra que todo sea redondo, tome forma y digas ¡Me cago en la puta qué buena historia, copón! Pues con los Vengadores de Hickman ocurre lo mismo. La conjunción entre Avengers, Avengers World y New Avengers da como resultado, en mi opinión, uno de los mejores guiones en la historia del tebeo americano. No es una saga, es una macro saga que se va gestando número a número que no hace más que subir, subir y subir. 

¿Cómo lo consigue? ¿Qué hace Hickman que se nos pongan los pelos de punta y el ano se estreche? Nos pone contra las cuerdas, pero contra las cuerdas como nunca nadie antes lo había conseguido. Pensad en ello: el universo muere, todos los universos mueren, todo muere. Entonces ya tienes a los personajes principales del cómic buscando una solución. Lo mejores científicos, las mentes más brillantes, los mejores en cada cosa. Ahora imagina que por mucho que buscas, por mucho que lo intentas, por mucho que te esfuerzas, ves que no hay solución. Esa, esa es la premisa que Hickman te da desde el principio: "Esta vez no hay solución, todo va a morir". Y así comienza, pasan los capítulos, se suceden las historias, las etapas, las idas y venidas, y cada vez que terminas un número vas notando algo, sientes como los pelos se te ponen de punta. Comienzas a comprender algo, algo que te niegas a aceptar, algo que es impensable: va en serio. 

Es en ese punto cuando Hickman se permite, con gran maestría, jugar con sus personajes: todo muere, vale, ¿qué harán y qué estarán dispuestos a hacer para que eso no suceda?. El guionita coge a los mejores superhéroes del planeta y los estampa de frente contra sus valores, contra esas palabras d esperanza, orgullo y sabiduría con las que siempre se llenan la boca los personajes y consigue que se les atraganten. "No os preocupéis, lo vamos a... NO", "Pues haremos que... NO", "Podríamos investigar sobre... NO", "Conseguiremos la ayuda de... NO", "utilizaremos el guantelete del... NO"

Y así, intento tras intento, no tras no, can cayendo, caen en la desesperación y comienzan a dudar de si hay que hacer ciertas cosas para sobrevivir y si es eso lo correcto. Va más allá y los personajes descubren que hace tiempo que ya no hacen lo que es correcto sino lo necesario ¿y en qué los convierte eso? ¿Qué són ahora? BRUTAL.

Ahí lo tenéis, esa es la grandeza de toda esta macro saga, llevar a nuestros personajes más amados, los más grandes y los "más mejores", correctos y bondadosos superhéroes y que se conviertan en lo que siempre han enfrentado con tal de salvar univesos enteros. Mención especial tienen por ello dos sagas, primero la del Capitán América, que nunca había sido tan ENORMEMENTE GRANDE como en esta macro saga. Hickman utiliza al Capitán como el contrapunto de todos, y lo mejor de todo es que tiene su lógica. Llevados a todos hasta el extremo podemos comprovar como también la integridad del personaje es llevada al extremo y sigue con ella, te demuestra por qué es el Capitán América hasta la última de sus consecuencias. En medio de ello, a mi, fan de Superman, me hace preguntar "¿Haría Superman lo mismo"? 

Y va el cabrón (perdonad la expresión, pero lo digo con cariño) de Hickman ¡y te da la respuesta! Llegados a un punto, los Vengadores tienen que enfrentarse a lo que vendría a ser la Liga de la Justicia, si bien muy poco disimulado, te queda muy claro quien es quien en el enfrentamiento. La llama The Great Society, y aparecen en el número 17 de New Avengers. Hickman hunde, no a los Vengadores, sino en lo que se han convertido, con frases haciendo referencia a que esa "liga de la justicia" son mejores personas que ellos, que hacen lo correcto sin perder sus valores pese a que están en su misma situación y, pese a todo, se mantienen estoicos. Es un gran contrapunto llegados a ese momento de la historia. 

Y ahí llega el final, un final enlazado con las primeras páginas, cuando habla sobre el Capitán América y Tony Stark, uno es la vida y el otro es la muerte dice Hickman, pero no queda nunca claro quien es quien. Te lo puedes imaginar pero te hace dudar ¿El Capi es la vida porque quiere el bien o es la muerte porque no es capaz de hacer lo necesario para salvar el multiverso y por su culpa todos morirán y entonces él es la muerte? Me encanta. Des de un principio comienza con los dos personajes y hace que los quieras y te sientas agradecido de verlos como amigos, compañeros, que han madurado y ya se conocen y se han perdonado todo el pasado, para luego llevarlos a un camino sin retorno en un final apoteósico donde yo pensaba que se me salía el corazón. Un final con una lucha a muerte entre el Capi y Iron Man, y no es un decir, no. UNA PUÑETERA LUCHA A MUERTE, porque a van a por todas, y van a matar al otro si se puede. Entre ellos se han sobre pasado todas las líneas posibles y no hay vuelta atrás, la única forma de solucionarlo es que uno de los dos caiga. Entonces es cuando te quedas ahí y comienza Secret Wars y... bueno, jamás sabrás que pasó porque la continuación es la mar de confusa. Una lástima, una lástima, pero os puedo asegurar que hasta ahí, esta macrosaga es una de las mayores genialidades que jamás se han parido. 

Me he comprado el omnibus en inglés y creo que también me compraré los recopilatorios que Panini ha comenzado a publicar y que respetan el orden original de la saga (como debe ser), y ya estoy viendo las primeras reacciones con todo el mundo flipando al admitir que al leerlo todo seguido te das cuenta del trabajazo que hay detrás, pues claro!

0 comentarios:

 


The man of tomorrow - Templates Novo Blogger 2008