Hasta siempre, Kurosaki Ichigo

Series, esta semana voy a hablar sobre series. Series que han acabado, series que han comenzado, series que estrenan temporada. Series. Bleach era un serie, de anime, pero una serie al fin y al cabo, y aunque ya hace meses que finalizó el caso es que hasta ahora no había podido rematarla.

Han sido 366 episodios de, en general, una serie muy bien animada y un porrón de personajes que no han parado de entretenernos una y otra vez. Si bien es cierto que no he seguido el manga, os puedo asegurar que es una serie típica de anime en el sentido de que sigue el esquema de buenos contra malos, con un prota principal que, batalla tras batalla, se hace más fuerte. Algo así como Yu Yu Hakusho o Naruto, pero sin la profundidad en los personajes de éste último (almenos en mi opinión). Pese a ello, da igual, porque es lo que buscas, peleas y más peleas con combates interesantes y desenlaces que, aunque previsibles, te hagan levantar del sofá vitoreando al prota "Corta a ese $%&! Ichigo!".

Pese a que la trama se centra básicamente en eso, en peleas contra el mal, lo bueno de estos animes son sus personajes que, de una forma u otra, te encandilan y es lo que realmente echas de menos cuando la serie termina. Y eso es lo que ha conseguido el autor, Tite Kubo, con Bleach, rodear a Ichigo de amigos y enemigos para no convertir Bleach en una serie corriente sino en un anime emocionante donde también las intrigas se suceden y se retoman arcos argumentales después. Arcos, para nada aburridos, incluso (y esto es importante recalcarlo) los conocidos rellenos. Si de algo pueden estar orgullosos los directores de Bleach es de sus rellenos, con tramas y personajes tan atractivos como los principales y que no te importaba seguir sin problema alguno hasta retomar la historia principal. Por último, el final sobre el Shinigami Sustituto me gustó bastante, fueron directos al grano y no se hizo pesado, le dió un último giro de tuerca a la relación entre Ichigo, sus amigos en la Tierra, y sus amigos en la Sociedad de Almas para afianzar al personaje dentro del mundo de los Shinigamis de forma muy acertada.

Bleach es un anime que pasará a la historia, como Yu Yu Hakusho, no será uno de los "grandes" (ya me comprendéis) pero estoy seguro que más de uno lo recordaremos con una sonrisa en la cara, que es lo que se merece.


2 comentarios:

Alex Molina Rico dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Paco Hernández dijo...

pues mira, ojalá!! :)

 


The man of tomorrow - Templates Novo Blogger 2008